Prueba: Alforjas laterales DXR CAMEL SPORT


En moto, existen varios tipos de accesorios de equipaje en función de las necesidades del motorista. Si eres aficionado a las rutas por carretera, podrás elegir entre varias soluciones: bolsas sobredepósito, mochilas, alforjas laterales… Hoy hablaremos de estas últimas, y más concretamente, de las alforjas DXR CAMEL SPORT.

Equipaje para una ruta

Siempre me han atraído las rutas, y esa es una de las razones por las que siempre me gustaron también las motos. Es como aportar un soplo de libertad a algo que ya de por sí es sinónimo de libertad. Después de 2 años de carné, que me han servido para ir cogiendo confianza, conocer mejor mi moto y seguir aprendiendo gracias a otros moteros, había llegado el momento de lanzarme a la aventura.

Como buena novata, pedí consejo a quienes considero expertos. Motarologue, por ejemplo, me fue de gran ayuda gracias a su blog y sus indicaciones en cuanto a la preparación del itinerario (¡aunque, a última hora, siempre falle algo!). Una vez elegida la ruta, planificadas las visitas y realizadas las reservas, tocaba ocuparse del equipaje.  Ya tenía una bolsa sobredepósito DXR MAGNET-X, con capacidad de 16 litros. Era la aliada perfecta para llevar todo lo que necesitaba tener al alcance de la mano: botellines de agua, carteras, pañuelos, etc. Incluso conseguí meter mi mapa de ruta en el bolsillo transparente que tiene por encima.

Viajaba con otra persona, y necesitaba llevar mi ropa de recambio y productos de ducha para ambos. Cuando me propusieron probar las alforjas DXR CAMEL SPORT, sentí un gran alivio… No me apetecía nada cargar durante 1000 km con una enorme mochila a mis espaldas.

Volúmenes generosos

Las alforjas DXR CAMEL SPORT tienen una capacidad de unos 20 litros cada una, así que pude llevar mi equipaje para 2 días y 1 noche, así como el de mi acompañante. ¡Fue de lo más fácil, e incluso me sobró sitio!

Por desgracia, durante este primer viaje solo hice 2 fotos, y no se aprecia la capacidad. Eso sí, me las llevé en otro viajecito para que os hicieseis una idea. Cada bolsa puede contener 3 sudaderas, 1 camisa gruesa, 2 camisetas y 2 pantalones sin ningún problema. La segunda bolsa no la llené hasta arriba. Solo metí mi neceser, una botella de agua y calcetines, además de los accesorios de las DXR CAMEL SPORT.

Pero, si necesitáis más espacio, es posible agrandar las bolsas. Gracias a sus fuelles de extensión, las DXR CAMEL SPORT ganan otros 10 litros para llegar a un total de 30 litros cada una. Eso es mucho sitio.

Además, cuentan también con un pequeño bolsillo con velcro en el interior y un bolsillo con cremallera en el exterior para que puedas guardar objetos pequeños.

Y llegó el momento de la instalación…

A pesar de la ilusión que tenía y del miedo a que surgiera algún imprevisto, ni se me pasó por la cabeza probar la instalación de las alforjas laterales DXR CAMEL SPORT. ¡Viendo lo que sucedió, pienso que es algo que debería hacerse siempre!

Por mi culpa, terminamos saliendo 1 h más tarde de lo que habíamos planeado. Aunque parezcan fáciles de instalar, una vez delante de la moto, no resultó tan sencillo. Y no fue por culpa de las alforjas… A toda prisa, me puse a instalar las alforjas DXR CAMEL SPORT poniendo las tiras de velcro por encima del asiento. En principio, no hay nada que lo desaconseje, pero, con los nervios por este primer viaje, tuve miedo de que se deslizaran hacia atrás y terminaran obstruyendo los intermitentes.

Decidí entonces ponerlas por debajo del asiento, pero, en mi ER6-N, resultó una tarea bastante fastidiosa. Nos llevó una eternidad encontrar la posición correcta. Había que evitar bloquear el cierre seguro del asiento. Al final, la instalación de las 2 correas debajo el asiento terminó siendo imposible. Tomamos la decisión de poner una por encima y otra por debajo.

Estaba tan estresada que preferí añadirle una protección adicional a la instalación. Fue muy fácil gracias a las correas incluidas con las alforjas DXR CAMEL SPORT. ¡Tras prácticamente 1 hora de instalación, por fin pudimos salir! Todo fue de maravilla y no se movió nada durante nuestros 1000 km de ruta, gracias en parte a los enganches incluidos en las caras interiores.

DXR CAMEL SPORT = FUNCIONALIDAD

Finalmente, las alforjas DXR CAMEL SPORT son muy fáciles de instalar. En efecto, todo ha sido pensado para que sean prácticas, pero no solo en cuanto a su instalación.

Como dije, las DXR CAMEL SPORT se adaptan a nuestras necesidades de espacio pasando fácilmente de 20 a 30 litros. Pero eso no es todo. También incluyen varios accesorios sencillos y eficaces.

Antes hablaba de las correas que fijan la instalación, pero también vienen acompañadas de 2 fundas impermeables. Además, hay 2 correas que se enganchan mediante unos pequeños mosquetones. Me gustaron mucho, ya que las 2 asas de transporte no siempre resultan muy prácticas si vas cargado con otras cosas. De este modo, las DXR CAMEL SPORT se pueden llevar en modo bandolera al bajarlas de la moto.

Este espíritu práctico también está presente en la apertura del compartimento principal. La cremallera superior permite un acceso rápido y sencillo.

Capacidad útil9
Facilidad de instalación8
Impermeabilidad9
Sujeción a la moto9
Calidad de fabricación9

Mi opinión: ¡Indispensables para tus primeras rutas!

Las alforjas laterales DXR Camel Sport son un artículo verdaderamente indispensable para quienes, como yo, hacen sus primeras rutas. Su funcionalidad y su volumen son excelentes, y tienen un precio que las hace muy asequibles. Si tenéis algún otro consejo sobre equipaje y preparativos de viaje, ¡soy toda oídos!
8.8

Comparte este artículo

gplus-profile-picture

Chloé

Chloñe (bloggera #EnjoyTheRide Francia): joven motera de 22 años, obtuve mi carnet de moto en septiembre de 2015. Me paseo por las rutas de le región parisien en mi ER6-N, siempre a la búsqueda de nuevas rutas antes de lanzarme en aventuras un poco más largas. Mientras espero, optimizo mi equipamiento de motera buscando el estilo y la comodidad (¡sin olvidar de mimar a mi Kawa!)