PRUEBA DE BOTAS DE MOTO FORMA SAFARI


Si la palabra Safari evoca caminos de tierra en el otro extremo del mundo, para la marca Forma, en este caso se refiere más bien a carreteras bien asfaltadas. Las botas para moto Forma Safari pertenecen a la gama Touring del fabricante italiano. Así que se pueden usar tanto para ir a trabajar con independencia de las condiciones meteorológicas, como para viajar en trayectos largos. Dicho esto, decidimos comprobar todas sus prestaciones con un día de prueba.

Botas para moto algo rígidas

Primera impresión: presentadas dentro de una bonita caja, las botas Safari alegran la vista por su delicada línea. Sin embargo, tienen un aspecto algo rígido y una vez puestas, esta sensación se confirma.
Así que se nos plantea una cuestión: ¿es necesario llevar estas botas de moto durante muchos kilómetros para que ofrezcan todo su potencial en términos de ergonomía?
Una vez acomodado en mi moto, me he dado cuenta de que no tengo ningún reproche que hacer a las botas, a pesar de ser el primer trayecto que hago con ellas puestas. Unos pocos kilómetros son suficientes para ablandar el cuero, así que enseguida te olvidas de ellas. La relación protección-flexibilidad me parece suficiente, eso sí, sin compararlas con las zapatillas para moto.
En fin, no os asustéis si tenéis la sensación de manejar botas de madera la primera vez… Además, tened en cuenta que en este caso estamos hablando de calzado de moto cuya característica principal es su capacidad para hacerse a los pies después de un tiempo y no a la inversa.

Botas Forma Safari: Elegir una talla correcta

Me gusta mucho como se ajustan las botas Forma Safari. A pesar de mis pies pequeños, me las pude apretar sin problema. Tranquilos, porque los más corpulentos tampoco tendrán ninguna dificultad ya que el cierre con velcro ofrece el espacio suficiente y el hueco situado en la parte trasera de la bota permite alojar hasta los músculos de los futbolistas más entrenados. Un vistazo a las opiniones de los clientes terminará de convencerte de que las botas de moto Safari quedan bien a todos los tipos de pie.

Además de eso, hay que decir que las botas son estrechas, lo que les da un aire bastante elegante, y dinámicas, pero sin parecer botas deportivas. Aunque ante todo es una cuestión de gustos.

Protecciones bien integradas

No sé si se puede apreciar en las fotos, pero las botas para moto Forma Safari son bastante altas. Y esto es algo que tranquiliza en materia de protección. Además de eso, estas botas incorporan, con total discreción, un buen número de refuerzos.
Una protección alargada situada bajo el cuero a la altura de las tibias, unos discos para proteger los tobillos de los golpes, refuerzos selectivos que se extienden hasta los dedos y otros alrededor de los talones. ¡Tus pies quedarán perfectamente protegidos! Tienen otorgada la certificación EPI, obligatoria para botas de moto, que garantiza resultados óptimos.

Ninguna molestia después de 8 horas seguidas de recorrido

Todas estas consideraciones técnicas están muy bien, pero el calzado de moto está hecho para usarse y no para contemplarse. Así que, introduzco mi pie en su interior, subo la cremallera y doblo el velcro.
En mi caso (piernas delgadas), la tapa de velcro se dobla un poco hacia arriba (ver foto). La coloco bajo mi pantalón DXR y el problema desaparece al momento. Una vez puestas las botas, ¡vamos allá!

En la moto, la punta de la bota tiene bastante sensibilidad para manipular los cambios. Soy capaz de manejar la palanca a la primera, al contrario de lo que me ocurre cada vez que estreno botas nuevas; me suele costar mucho meter las marchas y dejo constantemente la moto en punto muerto hasta que me habitúo a ellas.
Me gusta mucho el agarre de las botas sobre el reposapiés de caucho. Y compruebo su eficacia al caminar sobre grava, franjas blancas sobre la calzada y asfalto empapado de agua.
No falta nada, hasta el confort está a la altura de las circunstancias, incluso en trayectos largos. Una cualidad que ciertamente he podido comprobar después de un viaje de 8 horas bajo la lluvia.

Una membrana totalmente impermeable

Hasta ahora, yo era partidario del Gore-Tex, tanto para las botas como para el resto del equipamiento para moto. A modo de ejemplo, basta decir que mis antiguas Alpinestars Web Gore-Tex no me han decepcionado nunca. Aunque están totalmente deformadas por el paso del tiempo, nunca me han fallado.
Confieso ser reticente, a priori, en lo que se refiere a las membranas de los fabricantes, después de haberme llevado varias desilusiones. Por último, digamos que antes de recomendarlas espero a que pasen las pruebas pertinentes. Pues bien, tengo que decir que la membrana Drytex de las botas de moto Forma Safari me ha dejado impresionado. Después de un trayecto de tres horas bajo una lluvia incesante, no ha entrado ni una sola gota de agua en las botas. Y eso no es tarea sencilla, sobre todo teniendo en cuenta que están sometidas a trombas de agua, salpicaduras, al agua que levanta la rueda delantera, a todo lo que cae por el pantalón…
Resulta muy acertado que sean botas de caña alta porque si el pantalón se sube demasiado (sobre todo en el caso de los moteros de más de un metro ochenta), las botas moteras Forma te protegen de la lluvia manteniéndote seco.

Botas para Moto Forma Safari: Ventajas e inconvenientes

Como en el caso de 9 de cada 10 botas, las botas Forma Safari te resultarán mucho más cómodas hacia mitad de temporada y en invierno. Un pico de temperatura en verano las convierte en una auténtica estufa, tanto si incluyen el Air Pump System como si no. Este sistema incorpora unos pequeños canales bajo la suela interior. De este modo, circula el aire bajo tus pies y respiran mejor. Pero los milagros no existen y el sudor termina empapando mis calcetines a 35°C…Así que tengo que decir que, en este aspecto, son como las demás botas de la competencia, ni peores ni mejores.
La membrana Drytex, hermética, alcanza por lo tanto sus límites en lo que se refiere a ventilación. Si tienes que padecerla, no te olvides de retirar la plantilla en cuanto llegues a tu destino. Con este rápido gesto, conseguirás acelerar su secado y evitarás la aparición de malos olores. Porque a los moteros no nos huelen los pies, ¿verdad?

Protección7.5
Confort7
Impermeabilidad9
Ergonomía9
Aspectos prácticos8
Terminación8

Estoy encantado con las botas Forma Safari.

Una compra ampliamente justificada, ¡y un dinero muy bien gastado! Por este precio no se puede pedir más. Seguras en cualquier circunstancia, un poco menos cómodas durante las olas de calor. Están disponibles del 36 al 47, y son las botas ideales para ir a trabajar o de viaje. ¿Qué te parece?
8.1

Comparte este artículo

gplus-profile-picture

Loïc

Loïc (bloggero #EnjoyTheRide Francia) Bloggero y testeador de productos Motoblouz. Soy el extraterrestre que espera impaciente la lluvia para poner a prueba la impermeabilidad de una chaqueta o un par de guantes. Fan incondicional de rutas sinuosas, la moto es para mí un medio de evasión y un medio de transporte.