VACACIONES EN MOTO: TUTORIAL PARA PREPARALAS BIEN


Preparalas vacaciones en moto

¿Os váis pronto de vacaciones con la moto? Verificaciones técnicas, carga, equipo, herramientas: hemos reunido aquí algunos puntos a tener en cuenta antes de la gran salida estival.

Vuestra moto: las últimas comprobaciones técnicas

Una pequeña y rápida comprobación de vuestra montura el día antes de salir podrá evitaros malas sorpresas en carretera. Empezad por comprobar la tensión de la cadena, que sufrirá más debido a una carga superior. Tened en cuenta que esta comprobación debe hacerse con la moto cargada y con el pasajero si se da el caso. Aprovechad para engrasarla con un lubricante en spray.

Luego comprobad la presión de los neumáticos y su nivel de desgaste, el grosor de las pastillas y observad que las barras de la horquilla no tengan grasa, síntoma de un desgaste avanzado de las juntas spi. ¡No os olvidéis del nivel de aceite!

Para las motos que disponen de un embrague por cable, aseguraos de que la tensión de este permite algunos milímetros de juego a la maneta (« guardia »), señal de que está correctamente tensado. Para el embrague hidráulico y los frenos, la comprobación del nivel del líquido no os llevará nada de tiempo. Última comprobación, aunque no menos importante, la de los pilotos, los faros y los intermitentes. ¿Todo bien? ¡Podéis empezar a pensar en la carga!

Un ejemplo de chaqueta 3 en 1, la Clover Savana Waterproof, ideal para irse de vacaciones con la moto

Un ejemplo de chaqueta 3 en 1, la Clover Savana Waterproof, ideal para irse de vacaciones con la moto

¿Qué equipo llevarse de vacaciones con la moto?

Bañador, botas de senderismo, material de escalada…: ¡el contenido de vuestro equipaje es cosa vuestra! Sin embargo, en cuanto al equipo para la moto tenemos algunas sugerencias que podrían interesaros.

Lo primero, para afrontar todas los imprevistos, la cazadora para moto o la chaqueta 3 en 1 (es decir, con forro aislante y membrana para la lluvia desmontables) os brindarán una configuración perfecta sean cuales sean las condiciones meteorológicas. Si os vais de vacaciones con la moto vestidos todo de cuero, no olvidéis vuestro equipo para la lluvia: nunca estamos a salvo de un día lluvioso, ¡y un pantalón impermeable de moto, junto a una parte de arriba a juego si vuestra cazadora no es impermeable, podrá salvaros!

Para circular más cómodamente cuando haga calor, podéis optar por unos vaqueros para la moto (hemos probado muchos aquí), que ofrecerán las mismas ventajas que vuestros Levi’s de siempre en cuanto a ventilación, pero con un plus de protección. Por el contrario, las botas con ventilación no abundan. Lo único que podéis hacer es optar por unos botines de moto o unas zapatillas para la moto, menos altas, pero la protección se verá afectada.

Salir con dos pares de guantes no es ningún lujo. Un par de guantes de moto ventilados y otro par impermeable os protegerán de todos los avatares sin ocupar demasiado espacio. Y es un placer ponerse unos guantes secos después de un chaparrón y no tener las manos sudadas cuando hace calor…

Casco modular: una buena elección para las vacaciones

En cuanto al casco, el modular ofrece el mejor equilibrio entre protección y placer durante el viaje. Cuando está cerrado, os protege como un integral, ideal para tirar millas. Y abierto, os garantiza un campo visual equivalente al de un jet, con el placer del viento golpeando vuestra cara. ¡Eso es libertad!

Por mi parte, siempre me olvido de coger la funda del casco. Acordaos de la vuestra para guardar vuestro preciado yelmo y protegerlo de los arañazos y de los rayos UVA. Un pequeño paño de microfibra os ayudará a limpiarlo en las paradas, y si sois de los maniáticos llevad también un spray específico. ¡Los hay realmente pequeños!

Finalmente, una mochila vacía compacta dentro de vuestras maletas os vendrá muy bien durante vuestras paradas turísticas, así como una bolsa isotérmica para mantener vuestro picnic fresco más tiempo con un peso casi nulo.

Colocad los objetos pesados lo más abajo posible en vuestras bolsas y evitad apilar a lo alto

Colocad los objetos pesados lo más abajo posible en vuestras bolsas y evitad apilar a lo alto

Cargar bien vuestra moto, muy importante para la seguridad

¿Ya habéis reunido todo lo imprescindible? Solo falta cargar. Intentad colocar el material más pesado lo más cerca posible del centro de gravedad de vuestra moto (o sea, mejor al fondo de las maletas o de las alforjas), y por el contrario lo más ligero (edredones, jerseys, etc.) arriba. El reparto del peso debe ser también lo más equilibrado posible entre la derecha y la izquierda de la moto. De lo contrario, podría afectar al comportamiento de vuestra moto (la moto « tira » para un lado, se hace pesada al encadenar curvas, etc.).

¿Tenéis las maletas y el baúl llenos? Os queda la posibilidad de añadir equipaje blando (aquí hablamos de ello). Solo debéis aseguraos de no sobrepasar la carga útil de la moto, y de no cargar demasiado a lo alto como hizo Le Motarologue en la primera foto de este artículo cuando se fue a Córcega.

Adaptad la configuración de la moto a vuestra carga

Amarradlo bien todo con cinchas para que vuestros bultos no se muevan ni un pelo. Utilizad la estructura de vuestro cuadro, el porta-paquetes y los soportes de los reposapiés del pasajero a modo de enganches fiables si el constructor no ha previsto ningún gancho. No olvidéis llevar un par de cinchas extra por si traéis recuerdos de vuestras vacaciones en moto.

Último punto importante, aumentad la precarga de vuestro amortiguador trasero (« ponedlo más duro ») para compensar el sobrepeso – incluido el pasajero si no os vais solo(a). Objetivo: hacer que la moto vaya igual de horizontal que cuando va de vacío, o sea que la parte trasera de la moto no quede demasiado hundida. De este modo, su comportamiento en carretera se verá menos afectado por el peso. Si es necesario, ajustad también la inclinación del faro.

Pensar en llevar lo imprescindible, es evitarse problemas en la cuneta... Foto del Aventurier Viking, Tadjikistan

Pensar en llevar lo imprescindible, es evitarse problemas en la cuneta… Foto del Aventurier Viking, Tadjikistan

Anticipaos a la mala suerte: el kit de supervivencia en caso de avería

¡Todo en orden! Bueno, no del todo… Os falta prever lo que podrá evitaros muchos problemas en caso de avería. Empezad por completar el estuche de herramientas que viene con la moto con los destornilladores, las pinzas y demás llaves que estiméis que faltan. Un par de pinzas universales podrá seros útil en muchos casos. ¡Añadid el trapo indispensable!

¡Un pinchazo no tiene por qué dejaros bloqueados! Si disponéis de un kit de mechas o de un espray antipinchazos, al menos podréis llegar hasta un garaje para una reparación más seria. También podéis adelantaros a ciertas averías incapacitantes llevando por ejemplo una bombilla de repuesto para el faro, un pequeño cargador de batería si os preocupan vuestros arranques o un cable de embrague universal si el vuestro es viejo y por qué no, una maneta de embrague también. Llevad también unos decilitros de aceite para motor para completar los niveles, probablemente con más frecuencia de la habitual a causa de la carga.

¡Por fin estáis preparados(as) para iros de vacaciones con la moto! Disfrutad de la tira de asfalto infinita y de los paisajes grandiosos sin fin… Buen viaje de parte del equipo de Motoblouz y sed prudentes.

¡Gracias a Nico y a Christophe!

Comparte este artículo

gplus-profile-picture

Loïc

Loïc (bloggero #EnjoyTheRide Francia) Bloggero y testeador de productos Motoblouz. Soy el extraterrestre que espera impaciente la lluvia para poner a prueba la impermeabilidad de una chaqueta o un par de guantes. Fan incondicional de rutas sinuosas, la moto es para mí un medio de evasión y un medio de transporte.